El centro del lago de la luna

Una pequeña Republica del desconcierto y la desazón.

sábado, febrero 04, 2006

Mil

Mil veces que viera ese vaso de cristal olvidable, mil veces que le recordaría su ausencia.

Nunca se atrevió a quitarlo de la balda de encima del fragadero. Ni después de decirle no vuelvas, ni después de arrepentirse, ni siquiera mucho tiempo despues cuando ya todo daba igual.

Mil veces hasta aquella noche la que la luna llena, la música que se colaba por la radio, el olor del mar tan lejano o la angustia, que también podía ser, se le puso en el hombro y le susurro tentaciones. Se acerco descalzo y sin hacer ruido para que no le diese tiempo a escaparse. Lo cogió entre sus manos, saboreándolo, rodeandolo de caricias. Lo siento, dijo y lo arrojó con mil rabias contra el suelo, que si me siento solo, que si nunca más, que si ojalá hubiera sido, que si no pudo ser.

Se rompió en mil pedazos

500 se quedaron a su izquierda y se sintió solo. Mejor. SOLO.
500 se inclinaron por la derecha y se sintió aliviado. ALIviado. Nada más.

Desde entonces nunca pudo evitar mirar la balda, llena de vacíos, cada vez que entraba en la cocina. Nunca más pudo dejar de sentirse dos personas, una que extrañaba otra que había acertado. Sola la una sin la otra.

15 comentarios:

Anonymous To ha dicho...

Eterna simetría entre la soledad y la calma tras la violencia.

Es posible que todo siguiera igual, el vaso para él paso a llamarse hueco.

Salud.

9:20 a. m.  
Blogger Sopor eterno ha dicho...

Si señor!!

Vacio,soledad,angustia...

un vaso vacio ¿para qué sirve?mejor tirarlo contra el suelo..

9:52 a. m.  
Blogger Sopor eterno ha dicho...

Lo he vuelto a leer y me ha dado mucha pena..uno se siente aliviado y el otro solo..una que habia acertado,otra que extrañaba..

casi siempre es asi,uno es el que queda aliviado y el otro queda destrozado..

2:34 p. m.  
Blogger Eva ha dicho...

Hace tiempo que te leo y nunca comentaba... Tal vez porque nunca se que decir cuando los textos son algo más que eso.
A veces la soledad alivia, a veces atormenta... Nunca podremos juntar los mil pedazos en un sólo montón, siempre hay que tomar partido en algún bando.

Besos

3:15 p. m.  
Blogger cieloazzul ha dicho...

asi con la compañía ausente de quien se rompe en ausencias e inventos...
que lindo Señor...
un beso

6:45 p. m.  
Blogger Andheliyo ha dicho...

Tan dificil es manejar los vacios... solo queda soportarlos.

7:27 p. m.  
Blogger Blanche ha dicho...

"Que miedo , cuanto vacio.¿cómo haremos para llenarlo, para que no nos devore?"
VAcio: SAnchis Sinisterra...

10:34 p. m.  
Blogger Desencanto ha dicho...

La mayoría de nuestras decisiones suponen una fragmentación interior casi inevitable.

1:43 p. m.  
Blogger Larha ha dicho...

Qué pena que no le exista una zona gris donde no pensar en exceso sobre las zonas de soledades o alivios.

Oiga, precioso.

9:38 p. m.  
Blogger Lula Towanda ha dicho...

Que pena romper las cosas en vez de almacenarlas como un Diógenes. Siempre quedan los recuerdos y no se pueden romper.

1:48 a. m.  
Anonymous Isthar ha dicho...

Hay vacios que si se rompen sólo son trozos de vacío, pero siguen dejando hueco...

5:00 p. m.  
Anonymous vi230850 ha dicho...

joder, este cuento es muy millás. Si quieres te lo comes con patatas.

Muy bueno!

9:29 p. m.  
Anonymous la innombrable ha dicho...

Un vaso nunca está vacío, puede estar lleno de cosas que no queremos, pero siempre contiene algo: puede ser aire, pueden ser reuerdos, puede ser un buen vino, puede ser lo que tú quieras.
Cuando un vaso se llena de soledad, no hace falta romper el vaso, sólo hay que vaciarlo y llenarlo de otras cosas.

11:53 p. m.  
Blogger cris ha dicho...

Sí,claro muy bonito...¿¿Y quién recoge ahora los cristales???

8:33 p. m.  
Blogger Lince ha dicho...

y a mi eso nunca me pasa
despues de darle mil vueltas
y arrepentirme
y después de que todo de igual
nada de lo que me rodee
huele a olores que me trastornen, que me emocionen, que me hagan pensar que hay un vacío dentro de mi
que nada
ni el aire
ni el sol
ni el agua
puedan rellenar.

yo respiro y paso página
para siempre
y no sé
si alegrarme
o ponerme triste
por superar las cosas de una vez por todas...

11:35 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal